Mamá radiante

210 IVA incluido

Un tratamiento de puesta a punto, tras el parto. Reduce tu cintura, rebaja los depósitos grasos, favorece la eliminación de líquidos y toxinas acumuladas durante el embarazo. Estimula la circulación y tonifica la piel. Asimismo, trata la piel del pecho es una de las zonas que más nos tenemos que tratar, tras el embarazo. Es una zona frágil y este tratamiento hidrata en profundidad los tejidos. Aporta péptidos antienvejecimiento y favorece la producción de colágeno tonifica el pecho dotándolo de mayor sujeción.

Incluye: 4 sesiones de masajes

Duración: 55 min cada sesión.

Cuándo puedes disfrutarlo: el tratamiento puede iniciarse después de la cuarentena. Y no está contraindicado con lactancia.